El Caminito del Rey recibe 600.000 visitantes durante los dos primeros años de su apertura

 

El martes próximo, 28 de marzo, salen a la venta las entradas para los meses de verano

 

El Caminito del Rey ha recibido 600.000 visitantes durante los dos primeros años de su apertura, que se cumplen el martes próximo, 28 de marzo. La recuperación de este enclave único ha supuesto todo un revulsivo para los municipios del entorno.

El presidente de la Diputación de Málaga, Elías Bendodo, -junto a la diputada de Medio Ambiente y Promoción del Territorio, Marina Bravo, y el diputado de Fomento e Infraestructuras, Francisco Oblaré- ha realizado un balance de estos dos primeros años de funcionamiento, destacando que se ha alcanzado el número máximo de visitantes que se había contemplado con la idea de no masificar este paraje y preservarlo.

De los visitantes, el 69% son extranjeros, liderando las visitas los ingleses (con un 19%), holandeses (15%), alemanes (13%) y franceses (11%), según los datos del último año. Y del resto, sobresalen los procedentes de países como: China, Japón, Corea del Sur, Malasia, Kuwait, Arabia Saudí, EE. UU., Canadá y Costa Rica.

Además, el 31% son españoles, destacando los procedentes de Madrid, Córdoba, Sevilla, Almería y Málaga.

“Eso quiere decir -ha concretado Bendodo- que con el nuevo modelo de gestión que acordamos para la venta de entradas y para la conservación y el mantenimiento del Caminito, adjudicándolo a Hermanos Campano, no ha disminuido ni un ápice el interés por disfrutar de este paraje excepcional”.

De hecho, ya no quedan reservas disponibles para la Semana Santa y los fines de semana hasta finales de mayo están prácticamente completos. Además, el martes próximo, 28 de marzo, saldrán a la venta las entradas para el verano.

“Dos años después de su apertura –ha añadido-, podemos decir que el Caminito del Rey es una marca propia consolidada y uno de los mayores atractivos turísticos y señas de identidad de la provincia”.

Turismo de interior
Elías Bendodo ha afirmado que es evidente la repercusión que el Caminito del Rey tiene sobre el turismo de interior. En este sentido, el año pasado, por primera vez, se superó el millón de turistas en municipios rurales, con un impacto económico de casi 900 millones de euros, que contribuyeron a generar 11.000 empleos a tiempo completo.

En concreto, en el Valle del Guadalhorce, el turismo de interior creció casi un 20% en el último año, situando a esta comarca como la tercera más importante de la provincia, tras la Axarquía y la Serranía.

Mejoras
Bendodo ha felicitado a la empresa Hermanos Campano, que ha introducido novedades y mejoras que enriquecen la experiencia, como una modalidad de visitas guiadas, que ya han utilizado más de 22.000 personas.

Y, además, sigue facilitando la accesibilidad, con iniciativas como la de posibilitar que personas con discapacidad visual puedan disfrutar también del entorno.

Igualmente, está concluyendo las obras para habilitar un túnel en la zona de los Gaitanes, con un pavimento de madera y dos miradores, que podrán utilizar los visitantes.

Por parte de la Diputación, se invirtieron 5,5 millones y medio de euros en las pasarelas y en obras en las principales carreteras de acceso. De aquí a 2019, se destinarán otros cinco millones de euros a actuaciones que están en marcha, como el nuevo centro de visitantes y el aparcamiento, que estarán operativos a final de año.

Así mismo, se está invirtiendo tanto en continuar la mejora de las carreteras de acceso al Caminito como en incrementar la señalización desde diferentes zonas.

Reconocimientos

Elías Bendodo ha resaltado que el éxito del Caminito se ha debido, en buena medida, a la cooperación entre la Diputación, los ayuntamientos de Álora, Ardales y Antequera y la Junta de Andalucía.

Además, ha valorado que ha recibido el reconocimiento internacional y nacional tanto por su perfecta adaptación al medio natural como por ser una iniciativa que ha revitalizado el turismo, obteniendo el Premio UE de Patrimonio Cultural-Europa Nostra, galardones en la Bienal Iberoamericana y la Bienal Española de Arquitectura y Urbanismo, y el Premio Andalucía de Turismo.